Project Description

Volver al resumen

Portones correderos en pendientes pueden ser muy peligrosos

Las puertas correderas de entrada en pendientes suelen estar equipadas con un accionamiento, ya que son difícilmente controlables a mano: Empujar la puerta hacia arriba en la cuesta resulta muy difícil y requiere mucho esfuerzo. El descenso se realizaría por sí solo pero, dependiendo de la inclinación, el portón lograría una velocidad incontrolable y, por lo tanto, se volvería extremadamente peligroso y podría causar accidentes horribles.

Pero esta situación también puede ocurrir con un accionamiento: se produce un corte de corriente y el accionamiento se desconecta para que la puerta pueda moverse de forma manual. O bien, se realizan trabajos de mantenimiento/reparación en el accionamiento y la puerta no está suficientemente asegurada.

El amortiguador radial con rueda dentada trabaja diente con diente junto con el accionamiento y evita situaciones peligrosas de forma fiable

El amortiguador radial es un amortiguador que controla la velocidad de la puerta a lo largo de toda la distancia recorrida y evita que la velocidad aumente. La versión de ruedas dentadas que se usa aquí está especialmente fabricada para uso exterior. El orificio en la carcasa del amortiguador radial para el eje en el que está montada la rueda dentada está especialmente protegida contra la entrada de agua. Como todos los amortiguadores radiales de la serie 240/241, la carcasa es de aluminio.

La cremallera, a través de la cual el automatismo acciona la cancela, pasa también por la rueda dentada del amortiguador radial. Controla la velocidad de marcha de la cremallera – en la dirección de la pendiente. Al abrir la puerta cuesta arriba, una rueda libre integrada evita que el accionamiento tenga que aplicar fuerza adicional en esta dirección.

Además, el amortiguador radial protege el motor, ya que reduce considerablemente las fuerzas que actúan sobre el eje de accionamiento durante el cierre, asegurando así una larga vida útil del engranaje.

Übungsschleuse Universität

La puerta corredera de entrada apenas se puede mover sin el accionamiento debido a la fuerte pendiente.

Die Zugangstür zum Labor – geschützt durch die Schleusensteuerung, Baureihe Schalterprogramm SP.

La puerta corredera se abre cuesta arriba.

Der Reinraumbereich des Umkleideraums ist deutlich getrennt vom „unreinen“ Bereich

La cremallera pasa primero a través del accionamiento y luego más atrás a través del amortiguador radial, la pequeña y discreta caja gris.

Blick in den Umkleidebereich

Los amortiguadores radiales para cancelas exteriores están disponibles en diferentes versiones. Se diferencian en la fuerza y en la rueda dentada, que puede ser diferente según la marca del accionamiento.

Al producto
Contacto